Carrito 0

UNA EXPERIENCIA DE COMPRA DIFERENTE

Las artesanas ya han vendido prendas tanto a visitantes de la república como a turistas del extranjero que han tenido la oportunidad de conocer a las creadoras de las piezas en persona e intercambiar conocimientos. 
Los clientes se llevan el recuerdo de saber quien es la artista detrás de la prenda que han adquirido y que su compra a precio justo ayuda a las familias a tener un ingreso que proviene de técnicas tradicionales que no deberían perderse. Esto motiva a los miembros de la comunidad a que sigan creyendo en que pueden vivir de sus conocimientos milenarios y mantener viva su cultura a través de sus tejidos.